Todos los artículo en Kinesiología

¿Cómo diferenciar entre una contractura muscular y un desgarro?

¿Cómo diferenciar entre una contractura muscular y un desgarro?

Aunque se trata de dos lesiones musculares similares, lo cierto es que existen diferencias entre las características básicas de ambas. Tanto la contractura como el desgarro se producen en los músculos, ambas originan un fuerte dolor a quien las padece y malestar general. Los síntomas de la rotura y la contractura muscular son muy similares: una sensación de que la vaina de fibras se “encoge”, a la vez de que quema, y, normalmente, no puedes seguir corriendo. Pero pueden dar lugar a equivocaciones.

kinesiologia fonasa renca

La contractura es una contracción mantenida en el tiempo sin ruptura del tejido muscular. En cambio, el desgarro es la ruptura de pequeñas o grandes fibras musculares.

¿CUÁL ES LA DIFERENCIA?

En el caso de la contractura, el músculo simplemente se encoge, se forma una bola, pero no hay rotura fibrilar. En la contractura muscular se produce una inflamación y una rigidez en el músculo, creando la sensación de tener un globo dentro del músculo. Además de estar totalmente rígida, la zona afectada está dolorida.

kinesiologia fonasa renca kinesiologo

Existen diversas causas: el sobreentrenamiento con pausas insuficientes, un inadecuado calentamiento al iniciar una actividad, poca flexibilidad muscular, entre otras. Esto sumado al estrés o a un evento particular de tensión emocional pueden gatillar una contractura. Si es pesquisada y tratada a tiempo generalmente es de rápida evolución. El calor local, el masaje y el reposo deportivo del área afectada son las recomendaciones iniciales. Con estas medidas en aproximadamente cinco a siete días debiese pasar.

Si la contractura es muy pronunciada, tal vez necesites cuatro o seis días de reposo, para que el kinesiólogo pueda empezar a trabajar sobre ella, ya que en un primer momento, si la inflamación es muy grande, te dolería mucho, y por ello, en casos así, es mejor dejar unas horas para que dicha inflamación se rebaje.

¿Y el desgarro?

El desgarro muscular es mucho más severo que la contractura porque provoca la rotura de las fibras que componen los músculos. En función del tamaño de estas fibras, el desgarre puede ocasionar más o menos daños.

Las fibras de los músculos se agrupan en paquetes, envueltos por una capa fina. Si esta capa o si una de las fibras musculares se rompe, esto provoca un desgarre.

knt th 2

El desgarro suele estar causado por movimientos muy fuertes y precipitados. Generalmente, se produce entre deportistas por razones del esfuerzo muscular constante que realizan. Este tipo de lesiones es mucho más severo que una contractura y, en el momento de las pruebas realizadas por el médico y/o kinesiólogo especialista, es fácil diagnosticarlo.

El desgarro habitualmente se manifiesta durante 21 días y es un proceso que presenta varias fases. El desgarro provoca fuertes dolores y una inmovilidad total de la zona afectada. En estos casos se aconseja aplicar mucho hielo sobre la zona afectada para calmar el dolor provocado por la rotura de la fibra muscular.

knt th

Atención de kinesiología con FONASA y particular en nuestro gimnasio de rehabilitación

Más

Cuidado de enfermos y postrados

Cuidado de enfermos y postrados

El cuidado y atención del paciente adulto mayor y postrado requiere dedicación, paciencia y conocimiento especializado en salud y cuidados especiales.

Tomo prestado un texto de la unidad de Gerentología de la Universidad de Chile donde muestra la gran cantidad de variables que debemos tener en cuenta y las condiciones importantes que siempre deben estar presentes.

“Es frecuente que los adultos mayores (AM) presenten enfermedades, transitorias o permanentes, que los obligan a permanecer en cama. La causa puede ser una afección neurológica (destacando las demencias y los accidentes vasculares cerebrales), cardiopulmonar, traumática, y otras.

Los cuidados dependerán por una parte del enfermo, su estado general y mental, y por otra, de los recursos de la familia. En general se intenta mantener su capacidad funcional, evitar complicaciones y lograr una buena calidad de vida, con comodidad y afecto.

LAS CONDICIONES AMBIENTALES son importantes. La habitación debe ser tranquila, iluminada, aireada, con temperatura agradable. Debe contar con estímulos, especialmente compañía y cariño de su familia y sus cuidadores”

Más